Uso de cookies Cerrar [X]

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación del usuario. Las cookies utilizadas no contienen ningún tipo de información de carácter personal. Si continua navegando entendemos que acepta su uso. Dispone de más información acerca de las cookies y cómo impedir su uso en nuestra política de cookies.

Murciasalud >> BVMS >> Preevid
Consejería de Salud
Servicio Murciano de Salud
Compartir:
  • Enviar a Me gusta en Facebook
  • Twittear
  • Whatsapp

Incluida en el banco de preguntas el . Categorías: Cuidados de Enfermería . La información ofrecida puede no estar actualizada. Es posible que nuevos estudios o publicaciones modifiquen o maticen la respuesta dada.

Health professionals Servicio Murciano de Salud. Consejería de Salud. Región de Murcia

Forma de inserción de los supositorios. La pregunta original del usuario era "Paciente: Bebé con fiebre que acude a consulta de urgencias. Intervención: Introducción del supositorio por la parte plana. Comparación: Introducción del supositorio por la parte puntiaguda o afilada. Resultados clínicos esperados: Menor expulsión del supositorio al ser introducido por la parte plana que por la puntiaguada. "

Se ha localizado escasa investigación que evalúe y haga recomendaciones sobre la forma correcta de inserción de los supositorios rectales, existiendo una gran incertidumbre sobre como realizar dicho procedimiento.

Un ensayo(1) realiza previamente una encuesta a 620 personas (sanitarios y no sanitarios), de muy diferentes edades y nivel educativo, sobre con qué extremo introducían el supositorio por el recto. Todos, menos 2 personas, afirmaron que lo insertaban por el extremo afilado y la explicación mayoritaria era “por sentido común”: el 86,9% de los no sanitarios y el 84,6% de los sanitarios.
La segunda parte del estudio compara en 100 pacientes (adultos y niños), a los que se les solicita que se inserten un primer supositorio por el extremo afilado, y cuando se pusieran el segundo, lo introdujeran por el extremo romo o base. Resultó que, cuando se lo insertaron por el extremo romo o base lo retuvieron en el 98% de los casos y no hubo necesidad de empujar con el dedo a través del canal anal y hubo una menor frecuencia de expulsión. Por lo que los autores concluyen que, aunque el inventor del supositorio recomendó introducir este por el extremo afilado, los resultados sugieren que es mejor poner los supositorios introduciendo primero la base o extremo romo.

Una revisión narrativa(2) realizada tras preguntarse la autora si es importante insertar primero el extremo romo o el extremo puntiagudo de los supositorios, señala que en ausencia de una evidencia concluyente para recomendar un método en particular de inserción, parece que es necesario un enfoque por “sentido común”, pues aunque lo ideal sea que los pacientes reciban cuidados basados en las mejores evidencias, existe una gran ambigüedad al respecto, tanto en los libros de texto de enfermería como en la escasa investigación existente, que han cambiado radicalmente, tras las recomendaciones realizadas por el pequeño ensayo clínico anteriormente nombrado(1). Si realmente importa por que extremo se debe insertar el supositorio, entonces puede afirmarse que se requiere urgentemente una investigación más extensa.

También otra revisión narrativa(3) valora cual es el extremo correcto de inserción de los supositorios. Señala que habría diferentes recomendaciones según si la prescripción del supositorio tiene diferente propósito: generalmente, para la evacuación intestinal se aconsejaba introducir la parte cónica primero; y para la absorción de algún tipo de fármaco, no habría consenso sobre si introducir primero la parte roma o la parte cónica. Además señala que, en la información a los pacientes, algunos laboratorios recomiendan insertar los supositorios a través del extremo afilado, otros recomiendan su inserción por el extremo plano, mientras otros (minoría) no especifican de qué manera deben colocarse. Por tanto, podrían existir problemas legales por usar un extremo u otro para su inserción, ya que el fabricante no se haría responsable si hubiera eventos adversos y no se ha aplicado el supositorio de la forma en la que él lo recomienda.
Los autores de la revisión indican que no parece haber otra investigación más reciente además del anterior ensayo(1), que ha tenido una gran influencia en la práctica de enfermería, pero que no tiene suficiente calidad metodológica (estudio pequeño, con bastantes limitaciones).
Concluyen señalando que la inserción de supositorios rectales, ya sea como fármaco o para lograr la evacuación del intestino, es una práctica muy común, pero con respecto al procedimiento correcto existe inconsistencia y discrepancia, tanto en la educación/formación como en la práctica de enfermería; además señalan la importancia de investigar para proporcionar recomendaciones basadas en evidencias fiables.

Aunque un manual de procedimientos de enfermería(4) mas actual con respecto a la administración de fármacos vía rectal recomienda administrar el el supositorio por la parte no cónica.

Referencias (4):

  1. Abd-el-Maeboud KH, el-Naggar T, el-Hawi EM, Mahmoud SA, Abd-el-Hay S. Rectal suppository: commonsense and mode of insertion. Lancet. 1991 Sep 28;338(8770):798-800. [Resumen] [Consulta: 21/04/2015]
  2. Kyle G. Should a suppository be inserted with the blunt end or the pointed end first, or does it not matter? Nurs Times. 2009 Jan 20-26;105(2):16. [Resumen] [Texto Completo] [Consulta: 21/04/2015]
  3. Bradshaw A, Price L. Rectal suppository insertion: the reliability of the evidence as a basis for nursing practice. J Clin Nurs. 2007 Jan;16(1):98-103. [Resumen] [Texto Completo] [Consulta: 21/04/2015]
  4. Manual de procedimientos generales de enfermería. Hospital Universitario Virgen del Rocío. Servicio Andaluz de Salud. Unidad de Apoyo a la Calidad de los Cuidados. 2012

Estas referencias son del tipo:

  1. Metaanálisis y/o revisiones sistemáticas: 0 referencia
  2. Ensayos clínicos: 1 referencia
  3. Cohortes, casos controles, serie de casos clínicos: 0 referencia
  4. Consenso de profesionales: 0 referencia
  5. Guías de práctica clínica: 0 referencia
  6. Sumario de evidencia: 0 referencia
  7. Revisión narrativa: 1 referencia
  8. Información/ material de ayuda para pacientes: 0 referencia
  9. Protocolo: 2 referencias
  10. Capítulo de libro: 0 referencia

Pregunta contestada por

Cita recomendada

Banco de Preguntas Preevid. Forma de inserción de los supositorios. Murciasalud, 2015. Disponible en http://www.murciasalud.es/preevid/20487

Advertencia sobre la utilización de las respuestas

Las contestaciones a las preguntas formuladas, se elaboran con una finalidad exclusivamente formativa. Lo que se pretende, es contribuir con información al enriquecimiento y actualización del proceso deliberativo de los profesionales de la Medicina y de la Enfermería. Nunca deberán ser usadas como criterio único o fundamental para el establecimiento de un determinado diagnóstico o la adopción de una pauta terapéutica concreta.

De ningún modo se pretende sustituir, avalar o tutelar la responsabilidad del médico. Esta deriva de sus propias decisiones y sólo por él debe ser asumida, no pudiendo ser compartida por quienes sólo le han informado. La Consejería de Salud y el Servicio Murciano de Salud, rechazan a priori toda responsabilidad respecto de cualquier daño o perjuicio que se pueda imputar a la utilización total o parcial de la información aportada y que fue solicitada previamente por el profesional médico o de enfermería.

Murciasalud, el portal sanitario de la Región de Murcia

(c) Consejería de Salud de la Región de Murcia

Contacto: Ronda de Levante, 11, 30008, Murcia 5ª Planta

Teléfono: 968 36 89 57

( - )