Uso de cookies Cerrar [X]

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación del usuario. Las cookies utilizadas no contienen ningún tipo de información de carácter personal. Si continua navegando entendemos que acepta su uso. Dispone de más información acerca de las cookies y cómo impedir su uso en nuestra política de cookies.

Murciasalud >> BVMS >> Preevid
Consejería de Salud
Servicio Murciano de Salud
Compartir:
  • Enviar a Me gusta en Facebook
  • Twittear
  • Whatsapp

Incluida en el banco de preguntas el . Categorías: Cuidados de Enfermería, Salud Infantil .

Health professionals Servicio Murciano de Salud. Consejería de Salud. Región de Murcia

Método de administración de leche materna a recién nacido pretérmino hospitalizado. La pregunta original del usuario era " Cuando ingresa un recién nacido en neonatos y se interrumpe la lactancia materna. De los métodos que se usan para dar lactancia como son el uso de biberón, el método dedo-jeringa o el vasito, ¿ cúal de ellos es el que menos interfiere con la lactancia materna?" Method of administration of breast milk to a hospitalized preterm newborn.

[Para poder dar respuesta a la pregunta se ha considerado como motivo de ingreso hospitalario la prematuridad del recién nacido].

En base a la información consultada, el uso de taza o vaso parece ser el método más indicado para suministrar al neonato la leche materna en comparación con el uso de biberón, para que la lactancia materna sea efectiva en todas las tomas tras el alta.

En el banco de preguntas de Preevid, hay una respuesta publicada en el año 2017 que trata acerca del método dedo-jeringa(1), y la evidencia científica existente.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF)(2) recomiendan* que los niños inicien la lactancia materna en la primera hora del nacimiento y sean amamantados exclusivamente durante los primeros 6 meses de vida, lo cual significa que no se les proporcionan otros alimentos ni líquidos, ni siquiera agua. Los bebés deben ser amamantados a demanda, es decir, tan a menudo como el niño quiera, día y noche. No se deben usar biberones, tetinas ni chupetes. A partir de los 6 meses de edad, los niños deben comenzar a comer alimentos  complementarios seguros y adecuados mientras continúan siendo amamantados hasta los 2 años o más.

La Guía de Práctica Clínica (GPC), sobre lactancia materna del Servicio Nacional de Salud(3), menciona que cuando haya necesidad de separar la madre y el recién nacido, se administre la leche materna con el método que mejor se adecue a las necesidades del lactante y de la madre, evitando el uso de tetinas siempre que sea posible* (ver anexo 13).

Apunta también que hay que considerar los siguientes criterios a la hora de elegir el mejor método en cada caso:

  • Cantidad de volumen a administrar (por ejemplo, para el calostro o pequeñas cantidades de leche materna, sería preferible utilizar cucharita, jeringa o vaso).
  • Duración prevista: breve o prolongada.
  • Necesidad de un método que ayude a desarrollar las habilidades en lactancia materna de la madre y el niño (el suplementador ayuda a estimular el pecho; la administración con técnica digital-sonda adosada al dedo, permite ejercicios de rehabilitación)
  • La facilidad de uso y de limpieza (tanto en el caso del hospital como en el domicilio).
  • El coste que puede suponer.
  • La aceptación del método por el recién nacido.
  • Las preferencias maternas.

En la web de la  liga de la leche, en España(4), la recomendación que se hace para cuando la madre se incorpore al trabajo es que, la persona que quede al cuidado del bebé, empiece por ofrecer al bebé pequeñas cantidades en el recipiente de elección (vaso, cuchara, jeringa, biberón) y, si quiere más, se va rellenando del recipiente que se ha descongelado, de modo que la leche del recipiente original no entra en contacto con la saliva del bebé. La última opción siempre será el biberón, para evitar el  “Síndrome de Confusión de Pezón”.

El sumario de evidencia sobre lactancia materna del bebé prematuro(5), menciona que durante el ingreso, se requerirán dosis adicionales de la leche materna en función del peso del bebé, ya que la madre no estará en todas las tomas en el hospital. Los métodos de alimentación alternativos para la alimentación suplementaria incluyen sonda, biberón y taza. El método más común de alimentación suplementaria es el biberón una vez que el bebé toma toda la alimentación por vía oral. Sin embargo, los autores del sumario refieren que  la alimentación con taza es un método de alimentación alternativo seguro a la alimentación con biberón, incluso en bebés prematuros(6). Además,en base a una revisión sistemática (RS) de reciente publicación(7), los autores del SE concretan que, la alimentación con taza se asocia con comportamientos de lactancia más maduros y tasas más altas de lactancia materna exclusiva después del alta en comparación con la alimentación con biberón. Sin embargo, los padres y los profesionales sanitarios deben estar capacitados en técnicas de alimentación con taza para garantizar la seguridad y la eficiencia.

Esta RS(7) sugiere que, evitar los biberones puede aumentar la extensión de la lactancia materna completa al alta (riesgo relativo (RR) 1,47, intervalo de confianza (IC) del 95 %: 1,19 a 1,80; 6 estudios, 1.074 lactantes; evidencia de certeza baja), y probablemente aumenta la lactancia materna (total y parcial combinada) al alta (RR 1,11; IC del 95 %: 1,06 a 1,16 estudios, 1.138 lactantes; evidencia de certeza moderada). Evitar los biberones probablemente aumenta la ocurrencia de lactancia materna completa tres meses después del alta (RR 1,56, IC del 95 %: 1,37 a 1,78; 4 estudios, 986 lactantes; evidencia de certeza moderada), y también puede aumentar la lactancia materna completa seis meses después del alta (RR 1,64, IC del 95 %: 1,14 a 2,36; 3 estudios, 887 lactantes; evidencia de certeza baja). Evitar los biberones puede aumentar la ocurrencia de cualquier tipo de lactancia (completa y parcial combinada) tres meses después del alta (RR 1,31, IC del 95 %: 1,01 a 1,71; cinco estudios, 1.063 lactantes; evidencia de certeza baja) y seis meses después del alta (RR 1,25, IC del 95 %: 1,10 a 1,41; 3 estudios, 886 lactantes; evidencia de certeza baja). La conclusión de los autores fue que  evitar el uso de biberones cuando los recién nacidos prematuros necesitan alimentación suplementaria probablemente aumenta el grado de lactancia materna al alta y puede mejorar la lactancia materna completa (exclusiva) hasta seis meses después del alta. La mayor parte de la evidencia que demostró el beneficio fue para la alimentación con taza.

*Ver grado de recomendación en texto original.

Referencias (7):

  1. Banco de Preguntas Preevid. ¿Existe evidencia sobre la técnica dedo-jeringa para alimentar a recién nacidos en unidades neonatales? Murciasalud, 2017. [https://www.murciasalud.es/preevid/21625] [Consulta: 02/03/2022]
  2. Lactancia materna. Organización Mundial de la Salud. [https://www.who.int/es/health-topics/breastfeeding#tab=tab_2] [Consulta: 02/03/2022]
  3. Grupo de trabajo de la Guía de Práctica Clínica sobre lactancia materna. Guía de Práctica Clínica sobre lactancia materna. Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Agencia de Evaluación de Tecnologías Sanitarias del País Vasco-Osteba, 2017. Guías de Práctica Clínica en el SNS. [https://portal.guiasalud.es/wp-content/uploads/2021/05/gpc_560_lactancia_osteba_compl.pdf] [Consulta: 02/03/2022]
  4. La liga de la leche, España. [http://www.laligadelaleche.es/] [Consulta: 02/03/2022]
  5. Abrams SA, Hurst NM. Breastfeeding the preterm infant.Post TW, ed. UpToDate. Waltham, MA: UpToDate Inc. https://www.uptodate.com
  6. Mizuno K, Kani K. Sipping/lapping is a safe alternative feeding method to suckling for preterm infants. Acta Paediatr. 2005 May;94(5):574-80. [DOI 10.1111/j.1651-2227.2005.tb01942.x] [Consulta: 02/03/2022]
  7. Allen E, Rumbold AR, Keir A, Collins CT, Gillis J, Suganuma H. Avoidance of bottles during the establishment of breastfeeds in preterm infants. Cochrane Database Syst Rev. 2021 Oct 21;10(10):CD005252. [DOI 10.1002/14651858.CD005252.pub5] [Consulta: 02/03/2022]

Estas referencias son del tipo:

  1. Metaanálisis y/o revisiones sistemáticas: 1 referencia
  2. Ensayos clínicos: 0 referencia
  3. Cohortes, casos controles, serie de casos clínicos: 1 referencia
  4. Consenso de profesionales: 1 referencia
  5. Guías de práctica clínica: 1 referencia
  6. Sumario de evidencia: 1 referencia
  7. Pregunta clínica : 1 referencia
  8. Información/ material de ayuda para pacientes: 0 referencia
  9. Comunicación científica: 1 referencia
  10. Capítulo de libro: 0 referencia

Pregunta contestada por

Cita recomendada

Banco de Preguntas Preevid. Método de administración de leche materna a recién nacido pretérmino hospitalizado. Murciasalud, 2022. Disponible en http://www.murciasalud.es/preevid/24607

Advertencia sobre la utilización de las respuestas

Las contestaciones a las preguntas formuladas, se elaboran con una finalidad exclusivamente formativa. Lo que se pretende, es contribuir con información al enriquecimiento y actualización del proceso deliberativo de los profesionales de la Medicina y de la Enfermería. Nunca deberán ser usadas como criterio único o fundamental para el establecimiento de un determinado diagnóstico o la adopción de una pauta terapéutica concreta.

De ningún modo se pretende sustituir, avalar o tutelar la responsabilidad del médico. Esta deriva de sus propias decisiones y sólo por él debe ser asumida, no pudiendo ser compartida por quienes sólo le han informado. La Consejería de Salud y el Servicio Murciano de Salud, rechazan a priori toda responsabilidad respecto de cualquier daño o perjuicio que se pueda imputar a la utilización total o parcial de la información aportada y que fue solicitada previamente por el profesional médico o de enfermería.

Murciasalud, el portal sanitario de la Región de Murcia

(c) Consejería de Salud de la Región de Murcia

Contacto: Ronda de Levante, 11, 30008, Murcia 5ª Planta

( - )